Las Noticias de la Región de Murcia

Ocurrido el pasado día 11 de febrero

El siniestro mortal se produjo mientras el conductor de una furgoneta se apeó para comprobar una avería

Un turismo, que circulaba sentido Albacete, se salió sorpresivamente de la vía e impactó contra el peatón que, después de ingresar grave, falleció en el Hospital Virgen de la Arrixaca de Murcia

La conductora, que triplicaba la tasa máxima de alcohol, ha sido investigada como presunta autora de delitos de homicidio por imprudencia grave y de conducción bajo los efectos del alcohol

La Guardia Civil de la Región de Murcia ha investigado a una joven conductora por los delitos de homicidio por imprudencia grave y de conducción bajo los efectos del alcohol, como presunta autora del atropello mortal del conductor de una furgoneta que se había apeado de su vehículo para comprobar una avería, ocurrido el pasado día 11 de febrero en la autovía de Murcia (Albacete-Cartagena), a su paso por el término municipal de Murcia.

A la persona investigada se le atribuye la presunta autoría de los delitos de homicidio por imprudencia grave y de conducción bajo los efectos del alcohol.

Los hechos se produjeron a primera hora de la mañana del pasado día 11 de febrero, cuando la Guardia Civil fue alertada de un siniestro vial ocurrido en la autovía de Murcia (Albacete-Murcia), sentido Albacete, a su paso por el término municipal de Murcia, consistente en el atropello de un peatón.

De inmediato, la Benemérita desplazó al lugar efectivos del Destacamento de Tráfico y del Equipo de Atentados de Murcia que verificaron el aviso y recopilaron los primeros indicios en el escenario del siniestro.

Las primeras informaciones apuntaban a una salida de vía de un vehículo, de forma sorpresiva e inesperada, con impacto sobre un peatón que, momentos antes se encontraba junto a una furgoneta averiada, equipado con el correspondiente chaleco reflexivo, y que presentaba heridas de gravedad por lo que fue inmediatamente evacuado.

Triplicaba la tasa de alcohol

Los agentes se entrevistaron con la conductora para conocer su testimonio y recabaron de ésta las correspondientes pruebas de presencia de alcohol que resultaron positivas con unos resultados de 0,64 y 0,73 mg/l. de alcohol en aire espirado, triplicando la tasa máxima de alcohol permitida de 0,25 mg/l.

La Guardia Civil conoció que el conductor atropellado un varón, de 40 años de edad había fallecido en el hospital fruto de las severas lesiones que el impacto del vehículo le produjo.

Una vez finalizado el atestado policial y obtenidos indicios suficientes sobre las causas del siniestro, la Guardia Civil ha investigado a la conductora española, de 22 años y vecina de Cieza como presunta autora de los delitos de homicidio por imprudencia grave y de conducción bajo los efectos del alcohol.

Homicidio por imprudencia grave

El delito de homicidio, en su modalidad de imprudencia grave cometida utilizando un vehículo a motor o un ciclomotor, recogido en el vigente Código penal castiga con penas con penas de prisión de 1 a 4 años y la privación del derecho a conducir vehículos a motor y ciclomotores por tiempo superior a 1 y hasta 6 años.

Por otra parte, el delito de conducción bajo la influencia de bebidas alcohólicas puede ser castigado alternativamente con penas de prisión de 3 a 6 meses, multa de 6 a 12 meses o trabajos en beneficio de la comunidad de 31 a 90 días y, en cualquier caso, con privación del derecho a conducir vehículos a motor y ciclomotores por tiempo superior a 1 y hasta 4 años.