Las Noticias de la Región de Murcia

El edil socialista Iván Zambudio alerta que “la adjudicataria de esta obra, que se debería de haber terminado en abril de 2020, abandona los trabajos y reclama al Ayuntamiento el pago de facturas y una indemnización por incumplimiento del contrato”

Ivan Zambudio

El grupo municipal socialista en el Ayuntamiento de San Javier ha denunciado a través de su concejal Iván Zambudio que “el 10 de mayo de 2019 se iniciaron las obras de construcción del gimnasio municipal cuyo plazo de ejecución era de once meses y casi tres años después, esta obra no sólo no está terminada, sino que la compañía adjudicataria ha solicitado al Consistorio la resolución del contrato, el abono de facturas impagadas y una indemnización más intereses por incumplimiento del contrato por parte del Gobierno Municipal”.

Zambudio destacó que “esta actuación está en la peor situación posible, pues el ejecutivo local tiene desde hace casi dos años parada esta obra, con un proyecto que no preveía la instalación del aire acondicionado el cuál se licitó en otro pliego, lo que llevó a la necesidad de modificar el proyecto inicial, algo que se encalló y ahora tendrán que iniciar un nuevo proceso de adjudicación por un coste superior al que se adjudicó en 2019 debido al incremento del precio de los materiales, pero además deberá indemnizar a la compañía que había propuesto un modificado y a la que ni siquiera contestaron”.

El edil ha explicado que “aunque era una obra que tenía que haber concluido en abril de 2020, hasta febrero de 2020 no se reunieron responsables municipales, de dirección de obras y la contrata para cerrar cambios que no se habían previsto en el proyecto inicial como dotar de aire acondicionado al gimnasio y de las instalaciones eléctricas de enlace necesarias’’. Iván Zambudio añade que “esta falta de previsión ha llevado al Ayuntamiento a tener que abonar a día de hoy 24.000 euros de intereses, pero esto sólo en concepto de la certificación número 16 del contrato correspondiente al mes de agosto de 2020.

“El gobierno municipal ha cometido muchos errores en este proceso lo que puede ocasionar que el gimnasio municipal llegue a duplicar su precio inicial y que pagarán todos los vecinos de San Javier’’, afirma Zambudio. El concejal socialista añade que considera “una cadena de errores que el Ayuntamiento no planificara correctamente el proyecto, al no incluir la instalación del aire acondicionado e instalaciones eléctricas necesarias. Tampoco se reunió con la empresa adjudicataria para modificar este proyecto a tiempo, donde se incluyeran estas modificaciones y por último, no se le abonó en más de 6 meses la mensualidad de agosto, algo que viene claramente definido en el pliego de prescripciones técnicas que es causa de finalización del contrato por causa no imputable a la empresa, lo que conlleva el pago de intereses por parte del ayuntamiento. Además, con este contrato ya finalizado y pendientes de este proceso que llevará previsiblemente al abono de más intereses a esta empresa por parte del ayuntamiento, en este momento nos encontramos con una obra abandonada y sin un pliego publicado a día de hoy para que otra empresa pueda terminarlo”.

Por último, Zambudio añade que ‘’el coste de los materiales, mano de obra y coste de la vida en general se está disparando debido a la crisis sanitaria del COVID y ahora debemos añadirle el trágico acontecimiento de la guerra en Ucrania. Por tanto, el contrato que se saque a licitación a día de hoy para terminar esta obra, tendrá que contemplar esta crecida en los precios en comparación con el año 2020 cuando se licitó el proyecto en un principio. Por lo tanto, esta cadena de errores cometidos por el equipo de gobierno municipal puede provocar que los costes de este gimnasio se disparen el doble de su precio inicial, dinero con el que no contará San Javier para otros proyectos como arreglar el pésimo estado de los carriles bici del municipio o nuevas instalaciones deportivas tan necesarias”.