Las Noticias de la Región de Murcia

Ante la imposición por parte de la Función Pública de unos acuerdos que perjudican claramente a los empleados públicos de la Administración Regional:

La Federación de sindicatos de Sanidad y Educación (FSES) llama a una concentración este viernes, 25 de febrero, así como el próximo lunes, día 28, por un nuevo rumbo en la política de recursos humanos de esta Administración, exigiendo que se cumpla la legislación vigente y se apueste por el personal propio que lleva años realizando su trabajo. Ante la imposición por parte de la Función Pública de unos acuerdos que perjudican claramente a los empleados públicos de la Administración Regional:

Un modelo de Promoción Profesional que no reconoce la carrera profesional, los años de desempeño, la labor realizada, la formación, insistiendo en el marcado carácter memorístico de concurso oposición. FSES apuesta por el Curso+Concurso.

Nula voluntad por parte de la responsable de F. Pública de aplicar el punto Undécimo del Acuerdo de 21 de diciembre de 2021 que decía: «Adecuación a la normativa estatal básica. En el supuesto de que se produzcan variaciones en la normativa estatal básica en materia de estabilización de empleo temporal, se adecuará a dicha normativa el presente Acuerdo» que permitiría mejorar este Acuerdo recogiendo aquellos preceptos en los que le afecta la ley 20/21 de 28 de diciembre.

El nuevo marco ofrecido por la ley 20/2021 de 28 de diciembre, posibilita la ampliación de los procesos de estabilización, fase de concurso-oposición 60/40 y la opción del concurso de méritos de la Disposición Adicional 6, y Disposición Adicional 8, mejora claramente el Acuerdo de la Mesa Sectorial de Administración y Servicios de 21 de diciembre de 2021, sobre criterios aplicables a los procesos selectivos derivados de la Oferta de Empleo Público y de la Oferta de Empleo Extraordinaria del año 2021 y de las ofertas de estabilización y libre publicadas en los años 2019 y 2020 que responsables de la Administración Regional firmaron con otras Organizaciones Sindicales, y además tiene carácter básico.

Escasa voluntad de convertir en plazas estructurales las plazas de programas que llevan años demostrando su necesidad. Apostando por una mayor precariedad con nombramientos de acumulación de tareas, cuando es legal definir y crear nuevos programas en algunos Servicios en tanto no se puedan crear las plazas estructurales necesarias para poder aplicar los fondos que recibe o con los que cuenta nuestra Administración, favoreciendo la externalización de Servicios.